Asistencia del paciente hospitalizado

La asistencia del paciemte hospitalizado engloba todas las pautas a seguir con el paciente y por tanto debe de estar acoplada a cada paciente. Por lo tanto al ingresar al paciente en una unidad debe de informarsele al paciente y a sus familiares cual es el diagnostico y que procedimientos diagnosticos y/o terapeuticos se aplicaran al mismo, que beneficios se conseguiran y que riesgos ellos pueden traer al paciente, además de las alternativas que tendrían.

Se debe en la medida de lo posible intentar en todo momento reducir la probabilidad de los riesgos de yatrogenia e infecciones asociadas a las practicas asistenciales en el paciente. Por lo mismo se recomienda:

1. mantener una comunicación clara con el paciente, los familiares y en especial con el resto del personal involucrado en el cuidado del paciente.

2. Aplicar medidas profilácticas para trombosis.

3. Higuiene adecuada de manos (lavar las manos antes y después de tocar el paciente)

4. Retirar los catéteres innecesarios.

5. En caso de alergias medicamentosas hacer etiquetas en el record del paciente para evitar el uso de dichos farmacos en el paciente.

6. Evitar el acumulo de desperdicios y basura dentro de las habitaciones del paciente.

7. Cambios de posición frecuentes, en aquellos paciente que se encuentran encamados, para prevenir las ulceras por decubito. Si es necesario en uso de colchon de aire.

8. entregar por escrito las precauciones a tomar para evitar las caidas del paciente a los familiares.

9. Evitar en consumo por parte del paciente de alimentos no preparados en el centro de salud.

Al decidir el alta del paciente se debe de egresar con una descripción por escrita de la dieta a seguir y de los cuidados a tener con el mismo. Además de ello se recomienda preparación psicologica de los familiares acargo, para lograr un correcto apoyo familiar y evitar recaídas o empeoramientos del paciente.

Anuncios

SOY MÉDICO TAMBIÉN QUIERO DEMANDAR

Estamos en una época especialmente difícil para la medicina, llena de demandas, algunas justificadas y otras realmente tontas y es cuando pienso…

Me gustaría poder demandar:

1. Al paciente diabético e hipertenso que no se apega al tratamiento, que no sigue su dieta, que se piensa que las pastillas son mágicas sin poner de su parte, que piensa que me engaña dándome información falsa cuando realmente se miente a sí mismo, demandarlo porque causa una gran fuga de dinero al presupuesto de este país, cuando de esos impuestos de los que dicen que me pagan yo también soy contributario.

2. A los padres, que nunca cuidaron debidamente de los suyos, pero en momento de gravedad me exigen resultados rápidos por enfermedades que tienen años empeorando, púes como no brindaron la atención debida a sus familiares ahora quieren tranquilizar su propia conciencia exigiéndole al personal de salud a gritos y maltratos, resultados inmediatos.

3. A las adolescentes que se embarazan y ponen en peligro su vida, y es que no les basta un embarazo en la adolescencia, porque ahora es común ver que tienen 18 años y 3 hijos.

4. Aquellas señoras con antecedentes de riesgo obstétrico (preclampsia, eclampsia, hipertensión arterial crónica, múltiples cesáreas, etc.) que aunque le digas que deben esperar un período adecuado o hasta hacerse una esterilización, no les importa y no se cuidan con nada, aún cuando les ofreces distintas alternativas, pero cada vez que llegan complicadas nos culpan a nosotros.

5.Al esposo que sigue esperando al varoncito aun cuando ya tiene 5 niñas y su esposa con 4 cesáreas, cuando la esposa fallece no lo culpan a él, nos culpan de nuevo a nosotros.

6.A la prensa que, sin saber lo mínimo de medicina y peor aún sin siquiera tomarse la molestia de investigar, crea sensacionalismo amarillista para desprestigiar mi profesión…

7. A ese paciente que se automedica o que toma lo que le receta la vecina y que cuando se pone más grave llega exigiéndome que resuelva su problema inmediatamente. Al que me trata como si yo fuera dependiente de una pulpería, exigiéndome medicamentos que no necesita para problemas que no tiene.

8. Al que tiene tiempo de sobra para acudir a una consulta en horarios de atención regular, pero llega a urgencias a las 2am por un dolor de garganta o de espalda de hace 2 semanas o más, y cuando le explicas que eso no es urgencia se indigna y se molesta.

9. Y por último… Al gobierno que ha contribuido a crear un pueblo que siempre exige derechos sin saber que tiene obligaciones; al sistema que promete salud a costa del maltrato de sus trabajadores; que construye hospitales, pero no contrata al personal suficiente para atenderlo; al que arma espectáculos para desprestigiar mi profesión culpando al personal de salud por cada error cometido, cuando les exige turnos de hasta 40 horas en condiciones precarias.

Pero no puedo demandar a nadie porque entonces sería una floja que no tiene que hacer, porque supuestamente gano “miles” de pesos, por que escogí esta profesión para servir me tengo que aguantar y callar.

Elegí servir, pero no elijo callar, ya no más…
Mi vocación como médico no justifica su mala educación como paciente…

Yo como Médico hago mi parte es tu deber como paciente hacer la tuya…

Tomado del muro de Dra R.Feliciano

Alguien nos esta mirando

Soy madre de dos niños, una hembra de 2 años y un varón de 8 meses. Con mi hija siempre ha sido algo diferente a lo que pensé, pues ella es muy apegada a su papá. Parece una completa replica suya y por al fuera poco parece que fuera el su ídolo. Se me hace súper difícil enseñarle cosas a tal punto que sin importar cuanto le repita una palabra ella nunca la dice pero a su papá se la dice una sola ves ella automáticamente la dice. Para mi este hecho resulto muy frustrante pues el sueño de una niña a quien educar no seria con ella y tenia tantas ilusiones de dibujar, cantar los colores, hacer ejercicios, jugar a las fiestas de te…. El caso fue que termine por decistir de enseñarle cosas a mi hija porque total que resultado conseguia! Ninguno!!!

Todo esa idea se derrumbó hace una semana. Sucedió que estaba arroyando a mi bebe para que durmiera y le cantaba una canción, cuando mi hija salio corriendo y busco una muñeca y se paro a mi lado a hacer justamente lo que yo había hecho y estaba haciendo. En ese momento me di cuenta que ella me observa y que busca hacer lo mismo que yo hago. Que la mejor manera de enseñarle a mi hija sería dándole un buen ejemplo de como hacer las cosas.

Luego de eso mi vida cambio, pues trataba de hacer las cosas lo mejor posible porque sabias que había alguien que seguiría mis pasos.